Bárbara Gallegos Álvarez

REFLEXIONES NOCTURNAS
Nuestra cultura ha confundido el éxito profesional con el éxito de la vida misma, y ha desvalorizado por muchos años el importantísimo papel de quienes se dedican a criar niños pequeños.


Qué hice cuando descubrí que mi vocación no concordaba con mi carrera.


Si hubiera sabido que ese día sería el ultimo que lo vería, la hubiese abrazado mucho más fuerte, hubiera dado todo de mí para hacer que cada minuto contara mucho más.


A la larga, esto se constituye en un problema social: las mujeres se vuelcan a la prostitución. Para los varones, el camino a seguir es la delincuencia.


Contenido reciente